¿Qué es la Constitución? – Significado, definición y concepto

Constitución es un término de origen latino. Su etimología proviene de constitutio. Según la Rae, significa “acción y efecto de constituir”, es decir, sus sinónimos serían “creación”, “fundación”, “formación”, etc. pero hay muchas definiciones para este concepto, todas ellas muy variopintas. En este artículo conocerás qué es la constitución en todas sus formas.

¿Qué es y qué significa constitución?

constitucion

Este término también hace referencia al aspecto físico de una persona u objeto: “Esa persona tiene una constitución muy delgada”; “Los materiales que constituyen esa mesa parecen demasiado frágiles”.

En política, la Constitución es un documento que recoge las leyes que rigen el fundamento de un Estad, se desglosa en artículos y expresa las normas de obligatorio cumplimiento, así como los derechos y libertades de los ciudadanos, o cómo se distribuyen los poderes legislativo, ejecutivo y judicial. Otro nombre con el que se la conoce es Carta Magna, la que dicta cómo será dirigido el pueblo, juzgado y gobernado.

Se dice que su violación cuestiona la vigencia de una democracia, ya que los organismo y grupos que llegan al poder por la fuerza establecen dictaduras y su primera decisión suele ser la abolición de la misma.

El Derecho tiene una rama de estudio llamada Derecho Constitucional, centrada en el análisis de las normas y leyes que caracterizan un Estado y cómo determinan el tipo de gobierno. En este sentido, según su origen, encontramos diferentes tipos de constitución.

  • Pactada. se redacta bajo el consenso de los partidos políticos, no están impuestas por una sola entidad, sino por acuerdo. Es un documento multilateral y legítimo en el que se refleja la voluntad de todas las partes para su redacción, todos se sientan para exponer sus propuestas, ideologías, debatir y entenderse mutuamente. Los integrantes de la negociación no solo tienen que ser partidos políticos, también puede haber sindicatos y organizaciones representadas por el pueblo. Esta Constitución aboga por el pacto social y el bien común, reconoce la soberanía nacional y el sufragio universal.
  • Impuesta. Como su propio nombre indica, es una Constitución que una cámara representativa como el Parlamento obliga o impone a un monarca. Las fuerzas políticas del parlamento llevan a cabo esta acción a petición popular, atendiendo las necesidades de los ciudadanos. El gobernador considera legítimo escuchar las peticiones del pueblo y ponerlas en marcha, porque así éste participa directamente en las leyes que les gobernarán.
  • Otorgada. Este tipo de constituciones difiere de la anterior en el sentido de que el monarca decide lo que le conviene al pueblo, es decir, el líder soberano otorga el documento con sus ideas a las personas. Esto sucede en algunos estados monárquicos, una forma de delimitar sus derechos y obligaciones.
  • Asamblearia. Es la que más libertades da al pueblo en el momento de su redacción, ya que se escribe en función de su voluntad directa mediante asambleas en las cuales los individuos tienen voz para expresar su opinión abiertamente. Una constitución en la que no hay pactos, sino debates constantes y los deseos de la gente independientemente de su clase.

Si te ha resultado interesante este artículo sobre qué es la Constitución, ahora te recomiendo visitar otros similares en la categoría general.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *